Importancia del control financiero para tu granja

UncategorizedNo Comments

You Are Here:Importancia del control financiero para tu granja

Mantener saludables las finanzas de una granja porcina es un reto hoy en día. Las actividades económicas actuales exigen un alto grado de responsabilidad: pagar permisos, impuestos, suministros, medicinas para los animales, entre otras cosas, representan la mayor parte de los gastos que se tienen.

Tener un buen control financiero es vital para el buen funcionamiento de una granja, ya que a medida que la industria de los alimentos evoluciona, se hacen relevantes las empresas que gestionan de forma eficiente sus recursos económicos. Los dueños de granja deben sacarse de la cabeza la mentalidad de solo “alimentar a los animales para venderlos”, ya que esto quedó en el pasado y solo les producirá perdidas.

Un control financiero eficiente mejorará la rentabilidad de nuestra granja. La importancia de este control radica en que permite evaluar –de forma permanente y sistemática-  aquellas desviaciones que ocurren en las líneas de producción.

Con los datos que salen de este sistema, el administrador (o administradores) de la granja toman decisiones con respecto a los próximos pasos que darán tomando en cuenta la planificación económica hecha previamente.

Por esto último es muy importante tener mucha claridad en los objetivos que se tienen en la granja porcina en cuestión. Por ende, debe haber una planificación de los mismos y de cómo se materializarán.

Ahora, ¿cómo saber si no existe control financiero en la granja? Es fácil darse cuenta de ello: cuando no hay una administración adecuada de los flujos de efectivo que entran en la empresa.

Sin este control se afectará todo lo relacionados a ventas, cobros, tesorería, compras, contabilidad y presupuesto.

Otro de los pasos para llevar a cabo el control financiero está el incluir los procesos y procedimientos para realizar una evaluación precisa de todos los registros que están relacionados a la entrada y salida de ingresos. Estos registros serán la piedra angular para elaborar el control financiero, que, además, permite  saber las necesidades de flujo de efectivo para atender pagos de proveedores, nómina, servicios públicos, cargas financieras, entre otros.

Luego de esto, con los objetivos definidos y los datos que salen de los registros, se hará un presupuesto, que es un fundamental para darle seguimiento a los objetivos financieros que se plantearon.

A continuación, se debe crear un método de seguimiento y evaluación del propio control financiero. Con esto se podrá verificar la ejecución de los objetivos del presupuesto. Además, el buen seguimiento permitirá tomar decisiones para corregir las posibles desviaciones que ocurran y que saquen a la granja de lo presupuestado.

La revisión del control financiero

El control financiero de una granja porcina la llevará por un camino prospero en el aspecto económico, siempre y cuando se cumplan a cabalidad. Hacerle una revisión mensual, semestral o anual permitirá que los próximos presupuestos sean más eficientes.

¿Por qué es tan importante el control financiero?

Con la realización del control financiero, la granja porcina que lo aplique podrá resolver varios inconvenientes que puedan suscitarle en algún momento dado. Estos son algunos de los puntos fuertes de tener este tipo de control.

  • Al detectarse algún problema, con un control financiero efectivo es posible corregirlo rápidamente. Se evitan problemas o situaciones que no pueden ser solventadas.
  • El control financiero ofrece una visión de toda la granja y sus departamentos. Esto permite conocerte el estado financiero y actuar sobre el foco específico cuando surja un problema.

 

Consejos para el control financiero de la granja

Para tener un control financiero de altura en tu granja porcina te daremos algunos tips para que los apliques.

  • Descubre los costos ocultos: Algunos costos no son sencillos de monitorear y, en la mayoría de las veces, se olvidan en la planificación por eso mismo. Haz un monitoreo sobre esos costos y no pierdas el control de las cuentas.
  • Chequea que los clientes paguen a tiempo: Sabemos que las granjas tienen muchos inconvenientes cuando los clientes no hagan sus pagos en los periodos establecidos. Cuando esto sucede, se retrasan los pagos a proveedores y otros compromisos. Para no caer en el desagradable problema de cobrar, emite facturas claras y precisas.
  • Cumple con los impuestos: Sé atento con los plazos para pagar impuestos. De no ser así, los retrasos se convertirán en multas. Estos pagos, que no estaban establecidos en el presupuesto, confundirán toda la planificación.

About the author:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top Call Now Button